El Doll Bretó nace una noche de San Juan de 2010 en Terrassa
con la intención de dar una alternativa gastronómica a la ciudad y
poner a disposición de todos los que quieran un espacio
agradable donde pasar un buen rato culinario y adentrarse en todo un mundo bretón.

Por esta razón, durante todo este tiempo, hemos intentado recrear un pequeño espacio
bretón donde gira en torno a la gastronomía y las tradiciones.

Nuestra cocina es esencialmente bretón con toques mediterráneos
donde hemos intentado fusionar la base de
la cocina bretona con la cocina catalana.

Un espacio único para comer galettes y creps bretonas.

Encantadores rincones donde te sientas cómodo con los tuyos.

Un pequeño universo bretón